Diario Al Norte
Sin categoría

Acude a las vías del tren a llorar a su madre

Algunos juarenses y migrantes de diferentes nacionalidades se compadecieron y se acercaron a dar alivio al joven

Jeshua Joel Chavarría, nicaragüense de 21 años, acudió esta mañana a llorar al sitio donde su madre murió el pasado lunes tratando de cruzar las vías y el tren la arrolló.

Migrantes de diferentes nacionalidades y algunos juarenses se compadecieron y se acercaron a dar alivio al joven.

Le mostraron su solidaridad y algunos le dijeron que su mamá estaría más triste al ver su dolor, así que tratara de ser fuerte, sin embargo, aunque intentaba mantener la calma, rompía en llanto.

No quisieron viajar en tren

Mientras mostraba el nombre de su madre Sayra Xiomara de 43 años, tatuado en su brazo izquierdo, mencionó que tenían dos meses de haber llegado a Ciudad Juárez, luego de una larga travesía.

Dijo que no habían querido viajar como otros migrantes, a bordo del ferrocarril, como polizones, sino que buscaron en todo momento tener un permiso del Instituto Nacional de Migración, a fin de poder viajar a bordo de un autobús.

Fue por eso que tardaron varios meses también en Chiapas, esperando conseguir dicha autorización.

Aquí en Juárez estuvieron intentando diariamente programar una cita para ir a Estados Unidos, sin embargo, no lo conseguían a través de la aplicación CBP One.

“Mi madre diario se metía a la aplicación y no arrojaba nada nunca, lo hacíamos bien”, narra mientras las lágrimas no dejaban de salir.

Sobre el día de la tragedia el pasado 15 de mayo, Jeshua Joel mencionó que Sayra Xiomara iba acompañada de su esposa, es decir, la nuera de ella, y luego que esta última cruzó sobre la parte donde se unen los vagones, su madre intentó hacer lo mismo pero el tren se movió y ella cayó en medio de las vías, donde fue arrastrada hasta perder la vida.

Indicó que regularmente acompañaba a su progenitora en sus salidas en el primer cuadro de la ciudad pero en esta ocasión estaba trabajando y “ella tuvo que venir con mi esposa, mientras mi hermanito se quedó en el hotel”.

“Yo estaba confiado en que iba a volver igual que siempre, yo siempre estaba con nervios, pidiéndole a Dios ‘que me la traiga con bien’. Hasta lo más tonto me ponía a pensar, ojalá que se fije en los carros. Todo me ponía a pensar y ese día andaba tranquilo, pero recibí esa noticia”, recordó.

Dijo que todavía cuando acudió al lugar del accidente, aunque se imaginaba algo malo, no creyó que hubiera fallecido la autora de sus días.

“Me imaginé que tal vez me la había golpeado nada más o que se la había llevado la ambulancia, pero más adelante miré y ya estaba la sábana”.

Dijo que también le mostraron videos, donde se veía que su madre estaba respirando cuando el tren se detuvo.

“No le dieron ayuda, estaba respirando, vino solo medicina forense ya… yo a mi madre la amo con todo mi corazón”, expresó.

“Me hubiera arrojado a sacarla”

Acerca del día negro, el joven nicaragüense dijo que según los testigos, le decían a su madre que esperara un poco para intentar cruzar las líneas ferroviarias, pero repentinamente decidió trepar para ir al otro lado.

“Se quiso cruzar rápido y en eso arrancó el tren, perdió el control, cayó a las vías del tren. Ahí todos los que estaban en el lugar le dijeron que se acostara para que no la golpeara pero no lo hizo”.

Mencionó que desgraciadamente al momento del accidente él no iba con la mujer, ya que de haber estado, se hubiera arrojado a tratar de rescatarla.

“Yo me pongo a pensar que mi madre era bien chispa como decimos nosotros y no entiendo cómo no luchó por salir. Pienso que pudo haber gateado en medio de los vagones y haber salido, yo sé que si hubiera estado, yo me hubiera metido, yo la hubiera intentado sacar”, afirmó.

Señaló que su esposa gritaba en busca de ayuda, pero nadie atendía la súplica y solo le decían que se acostara.

Dijo que su madre por su parte no gritó, solo se quedó callada.

Cruzará a EU con las cenizas de su madre

Finalmente, Jeshua Joel mencionó que no regresará los restos de su mamá a su tierra natal, sino que la cremará aquí mismo en Juárez y la llevará consigo a Estados Unidos, para cumplir el sueño de los dos.

“Aunque sea así, yo lo voy a lograr con ella”, subrayó.

Agregó que el día de la tragedia le compró un atuendo a su madre, pero ya no se lo pudo regalar.

“El día que falleció le había comprado unos zapatitos, se los compré y no los pudo ni estrenar”, concluyó mientras otros migrantes como él lo abrazaban a pesar de no conocerlo.

Enlace a la fuente

Noticias relacionadas

Demi Rose se olvida de la ropa interior y se luce con vestido traslúcido

Diario Al Norte

Reforma Congreso Ley de vivienda para dar más créditos a mujeres

Diario Al Norte

Muere empresario Luis Lara Armendáriz, promotor de la industria maquiladora en Chihuahua

Diario Al Norte