Diario Al Norte
Sin categoría

Se quedan varados en los albergues

Permanecer varado en Ciudad Juárez dentro de un albergue ha sido un proceso duro y triste, para algunos, por no saber qué pasará con su futuro y por estar alejados del resto de sus familia

Aunque la crisis migratoria que se vivió en los meses de marzo y abril en Ciudad Juárez comenzó a disminuir desde que dio inicio el Título 8 el pasado 11 de mayo, a esta frontera a diario siguen llegando migrantes que buscan la forma de cruzar a Estados Unidos.

Debido a eso, la ocupación en algunos albergues se ha incrementado, pues muchos migrantes deciden trasladarse hasta ahí para recibir comida y tener un lugar dónde dormir, en tanto esperan la cita con las autoridades del CBP y así solicitar el asilo político.

De momento, en Juárez, autoridades desconocen el número de personas en movilidad que continúan viviendo en esta ciudad.

“Me cambió la vida de un día a otro”

Sentado sobre unas pequeñas escaleras que se encuentran en el albergue para migrantes El Buen Samaritano, Juan Carlos Franco analiza cómo su vida cambió de un mes a otro.

El hombre de 32 años es originario de Colombia y dejó su país de origen debido a que fue amenazado por los cárteles que operan en aquella zona, que también intentaron matarlo.

“Yo salí desplazado de la violencia en Colombia. Tenía un negocio de productos automotrices, yo vendía productos para carros, era una zona buena y primero comenzaron a pedirme plata, después no accedí y llegaron amenazándome, dándome 24 horas para pagar. Hice caso omiso a eso y después me hicieron un atentado. Al ver eso dejé todas mis cosas botadas y me fui de ahí junto con mi familia”, explica a EL UNIVERSAL.

El joven vendió una motocicleta que tenía para su negocio, y con eso compró un boleto de avión para él, su esposa e hijo para viajar de Colombia hasta Guatemala, y de ahí migrar hasta México.

“Me cambió la vida de un día para otro totalmente, porque ni por la mente pensé que pasaría por todo eso. El viaje de Guatemala fue por tierra, fue horrible, pero lo logramos y llegamos a México”, añade.

Fue así como el 9 de mayo llegó junto con su esposa y su hijo a la frontera sur de México, donde el Instituto Nacional de Migración (INM) le dio un permiso en Tapachula, para de ahí emprender el viaje hasta Ciudad Juárez y lograr cruzar la frontera.

Al ver el riesgo que existía de ser retornados a México al cruzar por la puerta 42 del muro fronterizo y alcanzar las últimas horas del Título 42, decidió esperar en Juárez y buscar un albergue.

“Nosotros quisimos entregarnos, decidimos hacer el intento por la aplicación y ya me salió la cita para el 4 de junio aquí en el puente de Juárez”.

Para el joven, permanecer varado en Ciudad Juárez dentro de un albergue ha sido un proceso duro y triste, por no saber qué pasará con su futuro y por estar alejado del resto de su familia.

En el lugar, se estima que son alrededor de 70 personas quienes están, en algunos casos, desde antes que concluyera el Título 42 y en otros desde que inició el Título 8. Los migrantes han buscado estos espacios para esperar poder cruzar legalmente a Estados Unidos.

Contenido Relacionado

Enlace a la fuente

Noticias relacionadas

Cae México con la frente en alto en el Mundial de beis

Diario Al Norte

Fueron atendidas 22 colonias durante la última semana para reponer luminarias

Diario Al Norte

¿Necesitas un microcrédito para empezar tu negocio?

Diario Al Norte